Saltar al contenido
Animales

La pantera negra

Este término científicamente se utiliza para agrupar a un número específico de distintos felinos. Sin embargo, en América se le dio este nombre al interesante animal de pelaje negro brillante. Aunque en ocasiones puede ser blanco teniendo prácticamente las mismas características. Estos pueden llegar a medir entre 1.20 y 1.80 de largo incluyendo la cola. Su rostro muestra unos ojos grandes y una mandíbula realmente resistente. Este felino no presenta manchas ya que se podría decir que su pelaje es una mancha completa. Debido al exceso de melanina que presenta su cuerpo, por lo que puede ser un jaguar o leopardo con mutación.

Hábitat de la pantera negra

El felino de color negro tiende a desarrollarse en las selvas tropicales de América. Se adaptaría con facilidad a montañas pero este territorio ya lo posee el puma quien claramente ganaría la disputa territorial. Actualmente se cree que en Suramérica existen unos 64 mil ejemplares de pantera negra. Dispersos el 90% en países como Brasil, Perú, ecuador, Colombia, en cambio el otro 10 por ciento en tierras mexicanas. Los 7 mil que habitan en México se distribuyen en una gran cantidad de poblados. De los cuales se sabe que hay 600 en Chiapas, 400 en sonora y unos 300 en Jalisco.

La historia de la pantera negra

Este animal causa mucha controversia con respecto a su origen, su evolución e incluso el nombre que lleva. Se cree que este felino no es más que un leopardo o un jaguar e incluso mezcla de estos dos. Ya que sus características son muy similares donde solo se ve modificado el color de su pelaje. Este se ha dado principalmente en América latina y a adoptado el nombre de patera. Aunque este sea más que un género y con referencia a otros animales como el puma o el leopardo.