Saltar al contenido
Animales

Los Perro salvaje

Este mamífero carnívoro pertenece a la familia de los canidae. Se le conoce también bajo el nombre de Licaon, lobo pintado, perro hiena o perro cazador de El Cabo. Tiene un pelajes tricolor con presencia de manchas negras, blancas y un especie de color similar al del óxido. Este se encuentra en todo su cuerpo menos en la cara que es negra. Sin embargo, en cada ejemplar estas manchas cambian de posición o cantidad. Su estatura puede llegar a ser de unos 75 centímetros hasta sus hombros. Con un peso que puede ser de 30 kilos aunque los machos tienden a tener su cuerpo mucho más desarrollado. Esto con relación al cuerpo que tienen algunos ejemplares de hembras.

Distribución de los perros salvajes

Estos animales tienden a vivir en manadas más o menos grandes. Siendo muy clara su familiaridad tanto con los lobos como con los perros domésticos. Por lo general, esta especie se encuentra solo en el África subsahariana. Donde las mayores poblaciones pasan por países del sur de África como Botsuana, Zimbabue, Namibia y toda Sudáfrica. La población de este animal ha tenido grandes reducciones por lo que su distribución es en distintas zonas de África. Aunque son mucho más conocidas en el sur del continente.

Historia de los perros salvajes

Estos vienen directamente de los lobos que se conocen hace más de 30 millones de años. A diferencia del perro este, desde hace unos 18 millones años logró separarse. Por lo tanto, no se pudo domesticar como los distintos perros domésticos que hay. Con el paso del tiempo y las migraciones llegó al continente africano donde pudo desarrollarse de la mejor manera. Aunque con el crecimiento poblacional este animal hoy se encuentra en peligro extinción. Ya que son cazados por el peligro que causa su mordida que es de las más potentes entre los carnívoros.